¿Qué son las galaxias enanas y qué diferencias tienen con las demás?

A diferencia de sus contrapartes masivas, las galaxias enanas son de menor tamaño y masa, y albergan solo una fracción de estrellas, desafiando nuestra percepción de la escala cósmica. Su formación, un misterio aún no completamente resuelto, plantea preguntas fundamentales sobre los procesos físicos que moldean el universo. Orbitando en las cercanías de galaxias más grandes o vagando solitarias en el espacio intergaláctico, estas diminutas vecinas ofrecen una ventana única para comprender la evolución galáctica.

Desde la captura de materia intergaláctica hasta el colapso gravitacional local, una variedad de procesos dinámicos podría haber dado origen a estas galaxias enanas. A través del estudio detallado de su estructura, contenido estelar y entorno, los científicos buscan desvelar los secretos de su pasado tumultuoso y su papel en la formación y evolución del universo.

¿Qué son las galaxias enanas?

Como su nombre indica, son galaxias de pequeño tamaño y baja masa en comparación con otras galaxias como la Vía Láctea. Se caracterizan por tener pocos miles de millones de estrellas, en contraste con otras más grandes que pueden contener cientos de miles de millones de estrellas.

Estas galaxias enanas pueden tener diferentes formas, como elípticas, espirales o irregulares, y a menudo se encuentran orbitando alrededor de galaxias más grandes, como la Vía Láctea o la galaxia de Andrómeda. Son importantes en el estudio de la formación y evolución de galaxias, ya que pueden proporcionar información sobre las condiciones en el universo temprano y cómo las más grandes han evolucionado a lo largo del tiempo.

Diferencia entre Galaxia y Galaxia Enana
Diferencia entre Galaxia y Galaxia Enana

¿Dónde se encuentran?

Las galaxias enanas se pueden encontrar en todo el universo. Algunas están dispersas en el espacio intergaláctico, mientras que otras están asociadas con galaxias más grandes y se encuentran en sus cercanías, orbitándolas como satélites. Por ejemplo, la Vía Láctea tiene varias galaxias enanas satélites, como las Nubes de Magallanes y otras más pequeñas como la Galaxia Enana del Can Mayor, la Galaxia Enana de Sculptor, la Galaxia Enana de Fornax, entre otras.

Además, se han descubierto galaxias enanas en grupos y cúmulos de galaxias, donde interactúan gravitacionalmente con otras y el entorno cósmico circundante. Estas pueden ser difíciles de detectar debido a su tamaño y baja luminosidad, pero su estudio es crucial para comprender la estructura y evolución del universo a gran escala.

Nubes de Magallanes
Nubes de Magallanes

¿Cómo se forman?

Pueden formarse de varias maneras, dependiendo de las condiciones específicas del entorno en el que se encuentran. La formación exacta de cada puede depender de una combinación única de factores ambientales y procesos físicos locales. Aquí hay algunas formas principales en las que se cree que se forman.

Colapso gravitacional local

Al igual que las galaxias más grandes, las galaxias enanas pueden formarse a partir del colapso gravitacional de nubes gigantes de gas y polvo en el universo temprano. Estas nubes se contraen bajo la influencia de la gravedad y eventualmente se fragmentan en pequeñas regiones que forman estrellas y sistemas estelares. Estos sistemas estelares pueden agruparse para formar galaxias enanas.

RELACIONADO |  Fases de la Luna: ¿Qué son y cómo se ven en el cielo?

Interacciones galácticas

Las interacciones entre galaxias más grandes pueden desencadenar la formación de galaxias enanas. Por ejemplo, cuando dos galaxias más grandes se fusionan, pueden expulsar material hacia afuera que eventualmente se condensa en galaxias más pequeñas. Además, las interacciones gravitacionales entre ellas pueden causar la formación de estructuras de marea, como corrientes estelares, que pueden dar lugar a la formación de galaxias enanas.

Captura de materia

También pueden formarse por la captura de materia intergaláctica en órbita alrededor de galaxias más grandes. Esta materia capturada puede eventualmente condensarse para formar una galaxia enana satélite que orbita alrededor de la galaxia principal.

Reacciones de fusión

Durante la evolución del universo, algunas galaxias enanas pueden formarse a través de la fusión de sistemas estelares más pequeños. Estos procesos de fusión pueden ocurrir en entornos densos como cúmulos estelares o asociaciones estelares, donde múltiples sistemas estelares interactúan gravitacionalmente entre sí.

Galaxia enana Sculptor
Galaxia enana Sculptor | Créditos: ESO

Diferencias entre galaxias y galaxias enanas

Las galaxias enanas y las galaxias normales, también conocidas como galaxias gigantes o galaxias masivas, difieren principalmente en tamaño, masa, contenido estelar y entorno.

Tamaño y masa

    • Las galaxias enanas son mucho más pequeñas y menos masivas que las galaxias normales. Tienen diámetros que pueden ser solo una fracción del diámetro de una galaxia normal y contienen menos estrellas y materia.
    • Las galaxias normales, por otro lado, son grandes y masivas en comparación. Pueden tener diámetros que van desde decenas de miles hasta cientos de miles de años luz y contienen miles de millones o incluso billones de estrellas.

Contenido estelar

    • Las galaxias enanas tienden a tener menos contenido estelar en términos de número total de estrellas y también pueden tener menos variedad en cuanto a tipos de estrellas y formación estelar activa.
    • Las galaxias normales pueden contener una amplia variedad de tipos de estrellas, incluyendo estrellas masivas, gigantes rojas, enanas blancas, entre otros. También pueden tener regiones de formación estelar activa, donde nuevas estrellas están siendo creadas.

Entorno

    • Las galaxias enanas a menudo se encuentran en entornos diferentes a las galaxias normales. Muchas son satélites que orbitan alrededor de galaxias más grandes como la Vía Láctea o la galaxia de Andrómeda.
    • Las galaxias normales pueden existir como galaxias independientes o formar parte de grupos y cúmulos de galaxias donde interactúan gravitacionalmente con otras galaxias.

Forma

    • Las galaxias enanas pueden tener una variedad de formas, incluyendo elípticas, espirales e irregulares, pero tienden a ser menos definidas y más difusas que las galaxias normales.
    • Las galaxias normales pueden tener formas más definidas y estructuras más complejas, como brazos espirales, discos y bulges.

En resumen, las galaxias enanas son versiones más pequeñas y menos masivas de las galaxias normales, con menos contenido estelar y a menudo encontradas en entornos satelitales en lugar de como galaxias independientes.

Micaela Rodriguez
Micaela Rodríguez es una redactora freelance con sede en Río Negro, Argentina. Colabora con Universo Actual desde agosto de 2022.

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

También podría interesarte

Lo más visto