Que ver y hacer en La Ticla, la mejor playa rústica de Michoacán

En las apacibles costas de Michoacán, se encuentra un refugio paradisíaco que invita a descubrir la autenticidad de la naturaleza y el encanto rústico: La Ticla. Este destino, alejado de las multitudes turísticas y las comodidades convencionales, se presenta como un tesoro costero que cautiva a quienes buscan experiencias genuinas.

En este rincón del Pacífico mexicano, las olas salvajes desafían a los surfistas. De igual manera, las tortugas marinas encuentran un santuario, y la serenidad de la playa se combina con la vibrante cultura local. Descubre que ver y hacer en La Ticla, Michoacán, un destino que encantará a los viajeros que buscan la autenticidad.

La Ticla, un paraíso rústico dirigido por una comunidad indígena

La Ticla no es solo una playa, es un parador ecoturístico gestionado por la comunidad indígena de Santa María Ostula en Michoacán. Este rincón es un testimonio del esfuerzo por preservar la belleza natural y cultural de la región. Para llegar a La Ticla desde la Ciudad de México, te recomendamos volar al aeropuerto de Lázaro Cárdenas, Michoacán. Desde allí, emprenderás un viaje de tres horas y 40 minutos bordeando la costa, un trayecto que vale la pena cada minuto.

Si buscas comodidad y no deseas conducir, hay opciones como Cool Tours México, que ofrecen paquetes con todo que ver y hacer en La Ticla y otras playas cercanas. También puedes optar por Ecoturismo Juvenil si prefieres una experiencia más cercana a la naturaleza y amigable con tu bolsillo.

Hospedaje rústico a orillas del mar

En La Ticla, las opciones de alojamiento son tan encantadoras como la playa misma. Cabañas rústicas de madera y techo de palma se alinean a la orilla del mar, ofreciendo el arrullo de las olas como banda sonora de tus noches. Desde habitaciones para parejas hasta espacios para grupos de hasta 10 personas, La Ticla se adapta a todos los gustos. La opción de camping también está disponible para aquellos que desean una experiencia más cercana a la naturaleza.

El costo por noche comienza desde 300 pesos, y las cabañas cuentan con comodidades que van desde baños y electricidad hasta aire acondicionado y camas matrimoniales con dosel. Algunas incluso ofrecen cocinetas y balcones con vistas inigualables al océano. Reservar con anticipación es clave, ya que la demanda es alta debido a la popularidad creciente de este destino.

Que ver y hacer en la Ticla
Torneo de surf en la Ticla

Que puedes ver y hacer en la Ticla

La Tecla es paraíso costero en México que ofrece una mezcla única de belleza natural y actividades emocionantes. Con sus playas de arena dorada, oportunidades para el surf y una vibrante escena cultural, es un destino que cautiva a los amantes de la playa y aventureros por igual. Estas son algunas de las mejoras cosas que puedes ver y hacer:

  • Domina las olas salvajes: La Ticla, con su ambiente relajado y entorno rústico, se destaca como un paraíso para los amantes del surf. Las olas desafiantes, que pueden alcanzar hasta dos metros, atraen a surfistas nacionales e internacionales. Anualmente, la playa acoge un emocionante campeonato de surf, complementado por escuelas de surf que ofrecen lecciones para todos los niveles. Este destino, con su arena dorada y ambiente vibrante, es la elección perfecta para aquellos que buscan disfrutar del surf, ya sea para principiantes o expertos.
  • Donde el mar y el río se saludan: La singularidad de La Ticla radica en la unión del mar y el río Ostula. Aquí, se ofrecen paseos en kayak para que los visitantes disfruten de la fusión de aguas y contemplen el paisaje frondoso que rodea la playa.
  • Libera tortugas y conecta con la conservación marina: La Ticla no solo es un paraíso para los amantes del sol y el surf, sino también para las tortugas marinas. Miles de ellas llegan cada año para desovar, y existe un refugio marino dedicado a su protección y cuidado de sus crías. Participar en la liberación de tortugas es una de las mejores cosas que ver y hacer en La Ticla y apoyar la conservación.
  • Música y fogatas a orillas del mar: La Ticla no solo ofrece belleza natural, sino también una atmósfera alegre y relajada. Antes de la pandemia, se celebraban conciertos de rock en la playa, y el reggae resonaba mientras se formaban fogatas a orillas del mar.
  • Conquista el equilibrio con paddle board: Para aquellos que deseen probar algo diferente al surf, La Ticla ofrece la oportunidad de aprender paddle board. Pon a prueba tu equilibrio sobre una tabla y, con la ayuda de un remo, aventúrate a explorar el mar en esta emocionante actividad acuática. Es una excelente manera de conectarte con el océano de una manera más tranquila y relajada.
  • Vuela con vistas panorámicas: Cerca del río Ostula, un mirador ofrece vistas impresionantes de La Ticla. Aquí, los vientos te permiten volar en parapente con el apoyo de expertos. Experimenta la sensación de libertad mientras contemplas la playa desde las alturas, una experiencia que eleva tu conexión con la naturaleza a nuevos niveles.
  • Pesca y gastronomía local: En los límites entre el río Ostula y la playa La Ticla, es común encontrar pescadores locales lanzando sus redes en busca de ostiones, mariscos y pescados frescos. No puedes dejar La Ticla sin probar algunas de las delicias preparadas con estos productos locales. Aguachiles, pescadillas y burritos de camarón son platillos imperdibles que deleitarán tu paladar con el sazón característico de la costa michoacana.
RELACIONADO |  Que son los alebrijes y porqué se han convertido en una tradición

Maruata, un tesoro a 40 minutos de La Ticla

Maruata, ubicada a tan solo 40 minutos de La Ticla, se revela como un rincón paradisíaco en la costa michoacana que cautiva con su encanto natural. Conocida por ser uno de los tesoros mejor guardados del estado, Maruata deslumbra con un mar de tonalidades esmeralda. Además, cuenta con playas de arena dorada y majestuosos acantilados que se elevan sobre las aguas.

Este destino costero ofrece una experiencia tranquila y auténtica. Los visitantes pueden acampar junto al océano, disfrutar de pescado a la leña preparado por pescadores locales y sumergirse en las aguas cristalinas que caracterizan a esta joya de Michoacán. Maruata, con su atmósfera serena y su belleza natural inigualable, invita a los viajeros a desconectar del bullicio, explorar sus senderos pintorescos y dejarse maravillar por la simplicidad y majestuosidad que ofrece este paraíso costero.

Vistas de La Ticla
Vistas de La Ticla

Un lugar donde la rusticidad se convierte en encanto

La Ticla se presenta como una perla escondida en la costa michoacana, donde la autenticidad se fusiona con la belleza natural. Desde la emoción de domar olas salvajes hasta la serenidad de liberar tortugas marinas, cada momento en La Ticla es una aventura que se graba en la memoria.

Hospédate en cabañas rústicas, disfruta de la música a orillas del mar, visita alguna de las 4 cascadas más altas de México en sus cercanías y descubre la esencia única de esta playa que se ha convertido en un secreto bien guardado para aquellos que buscan un destino fuera de lo común. En tu próximo viaje, no te pierdas la oportunidad de explorar qué ver y hacer en La Ticla, la mejor playa rústica de la costa michoacana.

Leonardo Linares
Redactor de Ciencia. Licenciado en Periodismo por la Universidad de Buenos Aires.

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

También podría interesarte

Lo más visto